¿Qué es el Factoring? El factoring es un servicio financiero que consiste en anticipar el pago de facturas de venta o compra a crédito, así como, cheques a plazo emitidos por el pago de un servicio. Es una de las mejores soluciones ante la falta de flujo de caja y te brindará mayor flexibilidad con tu presupuesto para realizar los proyectos que tienes en mente. El factoring te permite tomar el control de tu empresa, pues dejas de esperar que tus clientes paguen tus servicios a 30, 60 o 90 días, pues en Todo Factoring puedes cobrar tus facturas inmediatamente. Sólo necesitas que tu cliente califique para una operación de factoring, pues la evaluación se basa principalmente en esta empresa, que es la que finalmente paga la factura. No importa si tu empresa tiene o no Dicom, tampoco si tiene un largo historial de IVA o sea tu primera factura. Si tu cliente es una empresa con trayectoria a nivel nacional, reconocida en su rubro, con solvencia o una entidad pública, ya puedes cursar una operación de factoring. Comienza a proyectar tu flujo de caja teniendo la certeza de que puedes acceder al cobro de tus facturas a crédito. Podrás organizar tus pagos, negociar con tus proveedores mejores condiciones, aprovechar economías de escala y lo mejor de todo, sin deuda en el sistema financiero, por lo que lo puedes complementar con otros servicios financieros. ¿Quiénes somos? Todo Factoring chile es una empresa que presta servicios de factoring y chequering con más de 20 años de trayectoria en el mercado nacional. Surge en respuesta de cubrir las necesidades de financiamiento de pequeñas y medianas empresas con dificultades para resolver su falta de liquidez en la banca tradicional u otros actores financieros del mercado. Entendiendo que los clientes cada vez son más exigentes, Todo Factoring se ha profesionalizado en post de ofrecer un servicio ágil, oportuno y personalizado, con el objetivo de dar respuesta a las necesidades de sus clientes en tiempo y forma. Como una estrategia de mejora continua en sus procesos, Todo Factoring ha ingresado a la era digital desarrollando las herramientas tecnológicas que le permitirán potenciar a sus colaboradores para escalar un nivel más en la calidad del servicio prestado a sus clientes, que son el centro de su atención día a día. Entendiendo que los clientes cada vez son más exigentes, Todo Factoring se ha profesionalizado en post de ofrecer un servicio ágil, oportuno y personalizado, con el objetivo de dar respuesta a las necesidades de sus clientes en tiempo y forma. Potenciando el servicio de poste venta y servicio al cliente como modelo de fidelización. Todo Factoring es una real solución de financiamiento para emprendedores, empresas con antecedentes comerciales, con impuestos atrasados o con convenio de pago, e incluso para aquellas empresas que aún no pagan su primer IVA. Ofrece a sus clientes líneas de crédito flexibles para ofrecer un servicio personalizado, prestado por asesores expertos y cercanos. En esta página queremos explicarte en detención cuáles son los requisitos que solicita Todo Factoring para la apertura de una línea de crédito y así puedas convertirte en un nuevo socio financiero. Para la apertura de línea de factoring los requisitos son: Rut de la Empresa, fotocopia del CI de Socios y Representante Legal. Carpeta Tributaria para solicitud de crédito. Comprobante de domicilio particular de los socios (cuenta de luz, agua, gas, telefonía, banco, etc.). Si la empresa no estuviera constituida en empresa en un día, incluir además: Constitución de sociedad. (Textos completos, con protocolización, extracto y publicación en el diario oficial). Vigencia de la sociedad con anotaciones marginales. Copia cedible de la factura en pdf. Respaldo de la factura (OC, Estado de Pago, Contrato, etc.) Nombre, mail y teléfono de contacto de tu cliente para realizar confirmación de factura. En Todo Factoring simplificamos los requisitos para que el servicio de fáctoring sea simple, rápido y útil para todo tipo de empresas. Como Todo Factoring nos interesa que las empresas puedan acceder fácilmente a esta alternativa de financiamiento para conseguir el normal desarrollo de sus operaciones y así aumentar su ventaja competitiva en relación a su competencia en el mercado. Cuando la empresa se encuentra constituida en empresa en un día, los requisitos para la apertura de una línea de factoring, son aún más simples, porque documentos como la constitución, vigencia, y otros, se rescatan directamente de la plataforma. Lo que hace que el servicio de factoring aún más amigable para nuestros clientes. En la constante búsqueda de facilitar el acceso de las empresas al servicio de factoring, hemos incorporado hace unos meses, el servicio de firma electrónica, por lo que las empresas ya no deben ir a una notaría a firmar ningún documento y pueden acceder a esta alternativa de financiamiento sin moverse de su escritorio. Contamos con ejecutivos especializados, por lo que te asesoran en cada momento del proceso, incluso si eres una empresa que se encuentra accediendo por primera vez al factoring, las ejecutivas comerciales te explicarán cada uno de los requisitos solicitados por Todo Factoring, de la forma más simple posible. Todo Factoring te explica en su sitio web cuáles son los beneficios a los que acceden las empresas utilizando el factoring como una alternativa de financiamiento: Liquidez inmediata para tu empresa. Adelanta el pago de facturas o cheques a 30, 60 o 90 días. Con el Factoring, olvídate de esperar. Te asegura mantener un flujo de caja estable lo que te brindará mayor flexibilidad con tu presupuesto. Apto para todo tipo de empresas, incluso nuevas, emprendimientos, proyectos o con antecedentes comerciales y/o tributarios. Línea de crédito flexible, pues el factor determinante es el historial y credibilidad de tu cliente. El costo es lineal durante toda la operación, aun cuando tu cliente pague después del vencimiento pactado (no existe recargo de mora). Se devuelven los días cobrados si tu cliente paga anticipadamente. Ahorro de tiempos y costos administrativos, ya que delegas la gestión de cobranza a la empresa de factoring que te ofrece el servicio. Atención personalizada y comprometida brindada por asesores expertos que te acompañarán en el ciclo completo del proceso. El factoring no se registra como deuda en el sistema financiero, y da acceso a otras fuentes de financiamiento. Obtén avances de tus facturas, libera tu efectivo hoy y consigue el flujo de caja que necesitas para llevar a cabo tus operaciones con normalidad. Servicio de Factoring con y sin dicom, pues la evaluación se basa principalmente en la empresa deudora que es la que paga el servicio. Atención personalizada. Todo Factoring es una empresa con una trayectoria de más de 20 años en el mercado y se preocupa de capacitar a sus ejecutivos para que asesoren a los clientes en cada parte del proceso, explicando amigablemente cada uno de los beneficios del factoring. Más inmediato en la entrega del dinero, en Todo Factoring nos interesa que cuentes con la liquidez que necesitas en el menor tiempo posible. Información en línea. En Todo Factoring mantenemos nuestros canales de comunicación actualizados para mejorar la contactabilidad. Flexibilidad y tolerancia en nuestra línea de crédito. Cobranza transparente para que el servicio sea win-win. El factoring es un servicio financiero que consiste en anticipar el pago de facturas de venta o compra a crédito, así como, cheques a plazo emitidos por el pago de un servicio. Es una de las mejores soluciones ante la falta de flujo de caja y te brindará mayor flexibilidad con tu presupuesto para realizar los proyectos que tienes en mente. El factoring te permite tomar el control de tu empresa, pues dejas de esperar que tus clientes paguen tus servicios a 30, 60 o 90 días, pues en Todo Factoring puedes cobrar tus facturas inmediatamente. Sólo necesitas que tu cliente califique para una operación de factoring, pues la evaluación se basa principalmente en esta empresa, que es la que finalmente paga la factura. No importa si tu empresa tiene o no Dicom, tampoco si tiene un largo historial de IVA o sea tu primera factura. Si tu cliente es una empresa con trayectoria a nivel nacional, reconocida en su rubro, con solvencia o una entidad pública, ya puedes cursar una operación de factoring. Comienza a proyectar tu flujo de caja teniendo la certeza de que puedes acceder al cobro de tus facturas a crédito. Podrás organizar tus pagos, negociar con tus proveedores mejores condiciones, aprovechar economías de escala y lo mejor de todo, sin deuda en el sistema financiero, por lo que lo puedes complementar con otros servicios financieros. ¿Quiénes somos? Todo Factoring chile es una empresa que presta servicios de factoring y chequering con más de 20 años de trayectoria en el mercado nacional. Surge en respuesta de cubrir las necesidades de financiamiento de pequeñas y medianas empresas con dificultades para resolver su falta de liquidez en la banca tradicional u otros actores financieros del mercado. Entendiendo que los clientes cada vez son más exigentes, Todo Factoring se ha profesionalizado en post de ofrecer un servicio ágil, oportuno y personalizado, con el objetivo de dar respuesta a las necesidades de sus clientes en tiempo y forma. Como una estrategia de mejora continua en sus procesos, Todo Factoring ha ingresado a la era digital desarrollando las herramientas tecnológicas que le permitirán potenciar a sus colaboradores para escalar un nivel más en la calidad del servicio prestado a sus clientes, que son el centro de su atención día a día. Entendiendo que los clientes cada vez son más exigentes, Todo Factoring se ha profesionalizado en post de ofrecer un servicio ágil, oportuno y personalizado, con el objetivo de dar respuesta a las necesidades de sus clientes en tiempo y forma. Potenciando el servicio de poste venta y servicio al cliente como modelo de fidelización. Todo Factoring es una real solución de financiamiento para emprendedores, empresas con antecedentes comerciales, con impuestos atrasados o con convenio de pago, e incluso para aquellas empresas que aún no pagan su primer IVA. Ofrece a sus clientes líneas de crédito flexibles para ofrecer un servicio personalizado, prestado por asesores expertos y cercanos. En esta página queremos explicarte en detención cuáles son los requisitos que solicita Todo Factoring para la apertura de una línea de crédito y así puedas convertirte en un nuevo socio financiero. Para la apertura de línea de factoring los requisitos son: Rut de la Empresa, fotocopia del CI de Socios y Representante Legal. Carpeta Tributaria para solicitud de crédito. Comprobante de domicilio particular de los socios (cuenta de luz, agua, gas, telefonía, banco, etc.). Si la empresa no estuviera constituida en empresa en un día, incluir además: Constitución de sociedad. (Textos completos, con protocolización, extracto y publicación en el diario oficial). Vigencia de la sociedad con anotaciones marginales. Copia cedible de la factura en pdf. Respaldo de la factura (OC, Estado de Pago, Contrato, etc.) Nombre, mail y teléfono de contacto de tu cliente para realizar confirmación de factura. En Todo Factoring simplificamos los requisitos para que el servicio de fáctoring sea simple, rápido y útil para todo tipo de empresas. Como Todo Factoring nos interesa que las empresas puedan acceder fácilmente a esta alternativa de financiamiento para conseguir el normal desarrollo de sus operaciones y así aumentar su ventaja competitiva en relación a su competencia en el mercado. Cuando la empresa se encuentra constituida en empresa en un día, los requisitos para la apertura de una línea de factoring, son aún más simples, porque documentos como la constitución, vigencia, y otros, se rescatan directamente de la plataforma. Lo que hace que el servicio de factoring aún más amigable para nuestros clientes. En la constante búsqueda de facilitar el acceso de las empresas al servicio de factoring, hemos incorporado hace unos meses, el servicio de firma electrónica, por lo que las empresas ya no deben ir a una notaría a firmar ningún documento y pueden acceder a esta alternativa de financiamiento sin moverse de su escritorio. Contamos con ejecutivos especializados, por lo que te asesoran en cada momento del proceso, incluso si eres una empresa que se encuentra accediendo por primera vez al factoring, las ejecutivas comerciales te explicarán cada uno de los requisitos solicitados por Todo Factoring, de la forma más simple posible. Todo Factoring te explica en su sitio web cuáles son los beneficios a los que acceden las empresas utilizando el factoring como una alternativa de financiamiento: Liquidez inmediata para tu empresa. Adelanta el pago de facturas o cheques a 30, 60 o 90 días. Con el Factoring, olvídate de esperar. Te asegura mantener un flujo de caja estable lo que te brindará mayor flexibilidad con tu presupuesto. Apto para todo tipo de empresas, incluso nuevas, emprendimientos, proyectos o con antecedentes comerciales y/o tributarios. Línea de crédito flexible, pues el factor determinante es el historial y credibilidad de tu cliente. El costo es lineal durante toda la operación, aun cuando tu cliente pague después del vencimiento pactado (no existe recargo de mora). Se devuelven los días cobrados si tu cliente paga anticipadamente. Ahorro de tiempos y costos administrativos, ya que delegas la gestión de cobranza a la empresa de factoring que te ofrece el servicio. Atención personalizada y comprometida brindada por asesores expertos que te acompañarán en el ciclo completo del proceso. El factoring no se registra como deuda en el sistema financiero, y da acceso a otras fuentes de financiamiento. Obtén avances de tus facturas, libera tu efectivo hoy y consigue el flujo de caja que necesitas para llevar a cabo tus operaciones con normalidad. Servicio de Factoring con y sin dicom, pues la evaluación se basa principalmente en la empresa deudora que es la que paga el servicio. Atención personalizada. Todo Factoring es una empresa con una trayectoria de más de 20 años en el mercado y se preocupa de capacitar a sus ejecutivos para que asesoren a los clientes en cada parte del proceso, explicando amigablemente cada uno de los beneficios del factoring. Más inmediato en la entrega del dinero, en Todo Factoring nos interesa que cuentes con la liquidez que necesitas en el menor tiempo posible. Información en línea. En Todo Factoring mantenemos nuestros canales de comunicación actualizados para mejorar la contactabilidad. Flexibilidad y tolerancia en nuestra línea de crédito. Cobranza transparente para que el servicio sea win-win.

Factoring vs. Préstamo Comercial – ¿Cuál es la mejor opción?

Expande tus posibilidades con ahorrochile
Expande tus posibilidades con Factoring Ahorrochile
gestionaa tus gastos sin endeudarte
Gestiona tus gastos sin endeudarte gracias al factoring
factoring vs prestamo comercial

Las fuentes de financiamiento en el mundo comercial son esenciales para el crecimiento y estabilidad de una empresa. Dos de las opciones más comunes son los préstamos comerciales y el factoring. La elección entre ambas depende de las necesidades financieras específicas de cada negocio. 

Aquí te contamos en qué consiste un préstamo comercial, qué es el factoring, las diferencias entre ambas opciones y cuándo el factoring podría ser la solución más adecuada.

¿Qué es un préstamo comercial?

Un préstamo comercial es una forma tradicional de financiamiento en la que una entidad financiera, como un banco, presta una suma de dinero a una empresa a cambio de intereses, también conocido como un crédito. El proceso implica la firma de un contrato que establece los términos del préstamo, incluyendo la tasa de interés, el plazo y las condiciones de pago. 

La empresa debe devolver el monto del préstamo en cuotas acordadas durante un período determinado. Los préstamos comerciales son adecuados para empresas con antigüedad que necesitan una inyección de capital extra para fines específicos, como la expansión, la inversión en activos o la gestión de flujo de efectivo temporal.

¿Qué es el factoring?

El factoring es una forma alternativa de financiamiento en la que una empresa vende sus facturas pendientes por cobrar a una entidad financiera o una empresa de factoring a cambio de un adelanto de efectivo. En lugar de esperar a que los clientes paguen sus facturas, la empresa obtiene acceso inmediato a una parte significativa de esos fondos. 

El factoring es útil para todo tipo de empresa que necesitan un flujo de efectivo constante, sin importar su historial crediticio ni antigüedad. Una de las grandes ventajas del factoring es que la empresa asume la responsabilidad de cobrar las cuentas pendientes.

La evaluación se focaliza en el deudor de la factura, no el emisor. Por lo que debe ser una empresa grande y solvente, reconocida a nivel nacional en su rubro.

Diferencias entre el préstamo y el factoring 

La principal diferencia entre un préstamo y el factoring radica en la estructura y la forma en que se manejan los fondos: 

  • Garantía: En un préstamo, generalmente se requiere algún tipo de garantía o colateral para asegurar el préstamo, lo que puede ser arriesgado para la empresa. En el factoring, las cuentas por cobrar son la garantía, eliminando la necesidad de poner otros activos en riesgo.
  • Intereses y comisiones: Con el préstamo, se pagan intereses sobre el monto total prestado, lo que puede aumentar el costo total del financiamiento. En el factoring, se paga una comisión por el servicio, lo que puede ser más predecible y rentable a corto plazo.
  • Tiempo y proceso: Los préstamos comerciales suelen involucrar procesos más largos, con aprobaciones y trámites más complejos. El factoring es rápido y ágil, proporcionando efectivo rápidamente sin la necesidad de cumplir con requisitos extensos.

Factoring, la real solución

El factoring puede ser una solución real para las empresas que enfrentan problemas de flujo de efectivo y necesitan capital de trabajo inmediato. Al vender sus cuentas por cobrar, las empresas pueden liberar fondos que de otro modo estarían atascados. Esto es particularmente beneficioso en aquellos negocios donde los plazos de pago son largos.

Además, el factoring puede ser una herramienta valiosa para las empresas que no pueden acceder fácilmente a préstamos tradicionales debido a su historial crediticio o falta de colateral. Al eliminar la necesidad de garantías, el factoring se convierte en una opción accesible.

Los beneficios de operar con Ahorrochile son múltiples, posibilita la libre disponibilidad de fondos para maniobrar ante eventualidades, permite mantener una correcta administración de tu empresa y te ayuda a anticipar tus cuentas por cobrar mediante la cesión de las facturas que respaldan tus ventas a plazo.

Requisitos del factoring

Si estás considerando el factoring como una opción de financiamiento, es importante conocer los requisitos. Generalmente, se evalúa la calidad de las cuentas por cobrar de una empresa, la solidez crediticia de sus clientes y su historial de ventas. Además, la empresa debe estar legalmente constituida y operando de manera estable.

En Ahorrochile, los requisitos son simples, necesitas proporcionar el RUT de tu empresa, la cédula de identidad de los socios, una carpeta tributaria para solicitud de crédito, el registro domiciliario particular de los socios y documentos legales de tu sociedad. Nosotros analizaremos los antecedentes y enviaremos una propuesta comercial. Luego el comité aprueba la operación, se coordina la firma del contrato y se activa la línea de crédito.

Una vez que tu empresa esté registrada, podrás realizar una primera operación. Para esto necesitas cedernos una copia y respaldo de la factura, entregarnos los datos del deudor y el plazo de cobro. El depósito se hace durante el día e incluso en horas. El factoring puede ser una solución efectiva para empresas de cualquier tamaño que necesiten flujo de efectivo inmediato y deseen evitar los riesgos y las cargas financieras asociadas con los préstamos tradicionales. Solicita online aquí

Comments are closed.

Contacto